El embarazo

Interpretación y normas de detección prenatal para el primer y segundo trimestre.

Pin
Send
Share
Send
Send


El examen en cuestión se realiza en el intervalo entre 16 y 20 semanas de embarazo y consta de dos etapas: ecografía y detección bioquímica. En ausencia de anomalías en la ecografía, a menudo no se asigna una prueba triple.

En general, la detección del segundo trimestre del embarazo es un procedimiento voluntario. En algunos casos, los resultados pueden ser falsos positivos, lo que provoca estrés y afecta negativamente la salud de la madre.

Por otro lado, gracias a estos diagnósticos, es posible identificar y eliminar rápidamente los factores que interfieren con el curso normal del embarazo.

Ultrasonido

Este tipo de diagnóstico permite realizar una evaluación completa del nivel de desarrollo fetal, para confirmar o refutar la presencia de anomalías fisiológicas.

Debido a la edad del bebé, los siguientes indicadores pueden fijarse mediante una sonda de ultrasonido:

El género se puede determinar si el embrión está ubicado adecuadamente.

De lo contrario, los futuros padres permanecerán en la ignorancia hasta la próxima evaluación, o hasta el nacimiento del niño.

2. Datos fetométricos del feto.

Incluye varios componentes:

  • La longitud del húmero y antebrazo.. El médico comprueba la presencia de todo el tejido óseo, simetría de los antebrazos.
  • El tamaño de los huesos del fémur y la tibia.Se tiene en cuenta el número de dedos de manos y pies.
  • Circunferencia abdominal.
  • Tamaño frontal-occipital y parámetros biparientales de la cabeza del embrión.
  • Circunferencia de la cabeza.
  • La longitud del hueso nasal. Las normas del objeto bajo consideración son: 3.7-7.3 mm a las 16-17 semanas de gestación, 5.3-8.1 mm a las 18-19 semanas, 5.8-8.3 mm a las 20-21 semanas. Si los indicadores anteriores son normales, pero hay desviaciones de este componente, se considera que el feto no tiene anomalías cromosómicas.

  • La edad del feto se determina inicialmente incorrectamente.
  • El embrión se desarrolla con ciertas patologías.

3. Información anatómica.

El médico corrige los siguientes matices:

  1. La presencia de los riñones, su simetría.
  2. La ubicación de los órganos internos: vejiga, pulmones, estómago, etc.
  3. La estructura de los huesos faciales. Este ultrasonido puede revelar defectos en la anatomía del labio superior.
  4. La estructura del corazón en los cuatro cortes.
  5. Tamaños de cerebelo, ventrículos laterales del cerebro, cisterna grande del embrión.

5. Cantidad de líquido amniótico (líquido amniótico)

Con las aguas poco profundas insignificantes, las medidas terapéuticas se limitan a la terapia de vitaminas, la corrección dietética y la limitación del esfuerzo físico.

Escasez de agua severa Requiere medidas más serias que incluirán tomar medicamentos especiales. Esto se debe al hecho de que tal fenómeno puede afectar negativamente el desarrollo de las extremidades y la columna vertebral del embrión, provocando anomalías en el sistema nervioso. A menudo, los niños que han madurado en condiciones de poca agua sufren de retraso mental y delgadez.

No menos peligroso para el feto es. pronunciada descarga de agua. Una mujer embarazada en tales situaciones es a menudo hospitalizada y se prescribe un tratamiento complejo.

6. El número de vasos del cordón umbilical.

La condición normal es cuando el feto tiene dos arterias y una vena.

En esas situaciones en las que el escáner de ultrasonido reveló menos vasos, no debe entrar en pánico. Los buenos resultados del análisis bioquímico de la sangre, así como la ausencia de anomalías en el desarrollo del feto (según los diagnósticos de ultrasonido) indican que la única arteria compensó completamente el trabajo ausente.

En el futuro, los padres deben controlar la nutrición adecuada y fortalecer las reacciones protectoras del cuerpo del bebé.

Prueba triple

Después de pasar el examen de ultrasonido, la mujer embarazada tendrá la siguiente etapa de detección: análisis bioquímico de la sangre venosa.

La tarea principal de esta prueba es Definición de tres indicadores:

1. Libre de estriol - hormona sexual, que se hace sentir desde los primeros días de la formación de la placenta, y cuyo nivel aumenta con cada mes: 1.18-5, 52 ng / ml a las 16-17 semanas de embarazo, 2.42-11.20 ng / ml en las semanas 18-19, 3,9-10,0 en 20-21 semanas.

  • Hay una amenaza de aborto involuntario.
  • Existen ciertas anomalías en el desarrollo del tubo neural del embrión o sus órganos internos. En particular, se trata de las glándulas suprarrenales.
  • En la estructura de la placenta hubo graves violaciones.
  • Hay una infección intrauterina.
  • El feto es diagnosticado con síndrome de Down.
  • En el momento de la entrega de la prueba triple, la mujer embarazada fue tratada con antibióticos.

  1. El embarazo es múltiple.
  2. El peso del embrión supera la tasa permitida.

2. Gratis beta hCG. Es este indicador el que favorece la aparición de la segunda tira al pasar la prueba de embarazo.

El nivel de gonadotropina coriónica humana en el segundo trimestre del embarazo puede variar: 10-57 mil ng / ml en la semana 16, 8-57 mil ng / ml en 17-18 semanas, 7-48 mil ng / ml en 19- Semana del embarazo.

  • El embrión se desarrolla con síndrome de Down (2 veces anormal).
  • Una mujer lleva más de un hijo.
  • Hay patologías asociadas con el aumento de la presión arterial, hinchazón. El análisis de orina en este caso indica la presencia de proteínas.
  • A una mujer embarazada se le diagnostica diabetes.
  • La fruta se desarrolla con ciertos defectos.
  • Existen patologías en la estructura del óvulo. En el 40% de los casos, este fenómeno puede desencadenar la aparición de coriocarcinoma.

  1. Hay una amenaza de aborto involuntario.
  2. El embrión no se desarrolla correctamente o no se desarrolla en absoluto.
  3. La muerte del embrión ocurrió.
  4. La placenta no es capaz de realizar plenamente sus funciones debido a violaciones en su estructura.
  5. El feto tiene síndrome de Edwards o síndrome de Patau.

3. Alfa-fetoproteína (AFP). Esta proteína se produce en el hígado o en el tracto gastrointestinal del embrión, a partir de la quinta semana de embarazo.

El líquido amniótico promueve la liberación de AFP en el sistema circulatorio de la madre y, a partir de la décima semana de embarazo, el nivel de esta proteína aumenta gradualmente.

A las 15-19 semanas de gestación, la tasa permitida de alfa-fetoproteína varía entre 15-95 U / ml, después de la semana 20, 28-125 U / ml.

  • El médico determinó incorrectamente la duración del embarazo (si las desviaciones de la norma no son tan significativas).
  • El feto tiene síndrome de Edwards / síndrome de Down.
  • La muerte del embrión ocurrió.
  • Existe un riesgo de aborto.
  • El huevo fetal tiene ciertas anomalías (derrape de burbuja).

  • Hay errores en la estructura del tubo neural fetal.
  • El intestino o duodeno del embrión tiene malformaciones.
  • El bebé tiene el síndrome de Meckel (en casos extremadamente raros).
  • Necrosis del hígado, que fue el resultado de la infección del cuerpo de una mujer embarazada.
  • Existen anomalías en la estructura de la pared abdominal anterior.

Si el ultrasonido lo confirma embarazo múltipleLos médicos rara vez prescriben un examen bioquímico: los valores de las normas existentes son aplicables a los embarazos únicos.

Es muy difícil determinar exactamente cómo cambiarán los indicadores si una mujer tiene dos o más fetos.

Mala segunda evaluación: ¿qué hacer y adónde ir a continuación?

El médico puede calcular el riesgo de la presencia de ciertas patologías en el feto al examinar cuidadosamente los resultados. todas las pruebas segunda proyección

Sin embargo, si el programa de detección concluye con un riesgo de 1: 250, una mujer embarazada debe recurrir a la genética. Este especialista puede prescribir métodos diagnósticos no invasivos adicionales, mediante los cuales se determina la presencia / ausencia de anomalías cromosómicas o congénitas en el feto.

Prueba prenatal de primer trimestre

La duración óptima de la primera evaluación prenatal es de 10 a 13 semanas de embarazo. El propósito de este examen complejo seguro (ultrasonido + prueba doble) es identificar en la etapa temprana posibles anomalías y síntomas indirectos de la presencia de defectos en el feto.

La interpretación de los resultados de la selección se realiza utilizando tablas especiales que contienen las normas establecidas por los especialistas, teniendo en cuenta la duración del embarazo.

La prueba prenatal del primer trimestre comienza con una ecografía del feto. Sobre la base de los datos obtenidos y teniendo en cuenta las normas que figuran en la tabla, el médico puede confirmar o negar la presencia de patologías.

Decodificación de ultrasonidos KTR e indicadores de TVP.

Lo primero que llama la atención del médico durante la ecografía de un embrión es su CTE (tamaño parietal del cóccix). Las normas de KTP del primer trimestre se comparan con los valores que figuran en la siguiente tabla:

Los indicadores KTR en combinación con el peso del feto se usan a menudo para determinar la duración del embarazo.

Las desviaciones menores de la norma sugieren que un niño puede nacer grande o pequeño.

Si el examen prenatal reveló que los valores de KTP son demasiado altos, estudios adicionales confirman la presencia de defectos anatómicos en el feto.

KTR significativamente por debajo de lo normal puede ser en dos casos:

  1. período de embarazo incorrectamente establecido (re-ecografía después de 7-10 días),
  2. El embrión se detuvo en el desarrollo, lo que lo amenaza con la muerte.

Es posible eliminar la muerte del embrión cuando se detecta un latido de frecuencia normal. De lo contrario, se realiza el legrado del útero.

En el proceso de ultrasonido, se presta mucha atención al estudio de la TVP (grosor del espacio del cuello), los indicadores no se desvían de la norma si tienen los siguientes valores:

Estas normas pueden ser ligeramente más bajas, pero su aumento indicará claramente el desarrollo de la patología en el feto.

Cuanto mayor sea el número, mayor será la probabilidad de que se desarrolle el síndrome de Down fetal u otra anomalía cromosómica, y también puede haber anomalías en el funcionamiento del corazón.

Pero confirmar la presencia de cualquier enfermedad cromosómica en el feto solo de acuerdo con el testimonio de la ecografía del grosor del espacio del cuello, sin investigación adicional, no se acepta en medicina.

Por lo tanto, el médico puede prescribir un examen adicional en forma de Doppler, así como la administración de sangre de una vena para el análisis bioquímico.

BPR y bioquímica sanguínea.

El examen prenatal del primer trimestre del embarazo incluye la determinación de la BPR de la cabeza fetal, en la cual se mide la brecha entre los contornos internos y externos de uno y los segundos huesos parietales.

En este caso, una línea que combine los contornos externos de ambos huesos parietales debe pasar por la cúspide visual del cerebro.

Una medición incorrecta distorsiona los resultados del examen prenatal del primer trimestre, lo que no permite determinar con precisión la duración del embarazo.

Al mismo tiempo, durante las semanas del primer trimestre, los especialistas establecieron un valor normativo específico de la BPR del embrión, que se puede ver en la siguiente tabla:

Si la prueba de detección prenatal del primer trimestre muestra que la BPR de la cabeza del embrión se desvía significativamente de los valores permisibles, el médico prescribe estudios adicionales.

El aumento de la DBP puede ser un síntoma de la presencia de un tumor cerebral o hernia, el desarrollo de hidrocefalia.

En el primer caso, se interrumpe el embarazo, con hidrocefalia prescrito tratamiento con antibióticos.

Una BPR fuertemente subestimada de la cabeza del embrión tampoco es buena, ya que es un síntoma del subdesarrollo del cerebro. Como regla general, tal embarazo se interrumpe.

La detección del primer trimestre incluye otro indicador importante: el tamaño del hueso nasal. Este marcador, como TVP, puede ser un signo del desarrollo del síndrome de Down en el embrión.

A pesar de que el examen prenatal en un período temprano (10-11 semanas) no nos permite estimar el tamaño del hueso nasal, durante este período todavía se visualiza en la pantalla.

Ya a las 12-13 semanas, la ecografía prenatal debe mostrar que el hueso nasal es normal, el tamaño se considera de al menos 3 mm.

El primer examen bioquímico prenatal incluye un examen del nivel de dos hormonas, debido a lo que también se denomina "prueba doble".

El examen bioquímico ayuda a identificar y determinar el nivel de hCG en la sangre de la futura madre, así como a examinar el plasma sanguíneo para detectar la presencia y la cantidad de proteínas (PAPP).

Ambas sustancias mencionadas están en la sangre solo en mujeres que llevan un niño.

Tan pronto como se realizó la primera selección bioquímica prenatal, la interpretación de los resultados finales se lleva a cabo teniendo en cuenta los estándares establecidos:

  1. El nivel de hCG del primer trimestre debe ser 0.5 - 2 MoM,
  2. El nivel de PAP del primer trimestre debe ser de 9 a 13 semanas - 0.17 - 6.01 MDU / ml.

Una fuerte desviación de los estándares establecidos de la prueba prenatal puede ser un síntoma del desarrollo de los síndromes de Down y Edwards, pero solo un médico puede juzgar la presencia de tales patologías, pero teniendo en cuenta los exámenes adicionales.

Prueba bioquímica prenatal del segundo trimestre.

Si la prueba prenatal del primer trimestre permite detectar hasta el 95% de los casos de anomalías cromosómicas, la prueba de detección prenatal realizada oportunamente del segundo trimestre no es menos informativa a este respecto.

Pero el objetivo principal del segundo examen prenatal es detectar defectos en el tubo neural y otras malformaciones fetales, así como realizar cálculos que luego revelen el riesgo de enfermedades congénitas hereditarias o cromosómicas, entre ellas:

  1. síndrome de patau,
  2. enfermedades hereditarias síndrome de Shershevsky-Turner y síndrome de Smith-Opitz,
  3. poliploidía.

Como regla general, después de que la madre aprueba el primer examen completo, la evaluación para el segundo trimestre se prescribe a petición de los futuros padres o en la prescripción del médico en casos específicos.

Detectado durante 2 trimestres por un período de 16 a 20 semanas. La evaluación de los parámetros bioquímicos de la sangre de la futura madre se lleva a cabo en 16 a 18 semanas obstétricas.

Antes de realizar un análisis de sangre, una mujer embarazada debe llevar consigo los signos de ultrasonido durante el primer trimestre, lo que indica la duración exacta del embarazo.

Antes de donar sangre para un análisis bioquímico, el médico que remite a la mujer embarazada para su examen, completa su cuestionario de detección 2, que indica los resultados del ultrasonido, el tiempo, los parámetros de TVP y CTD.

Todos estos son los datos del examen de ultrasonido del primer trimestre, ya que es demasiado temprano para realizar el segundo ultrasonido a las 16-18 semanas, se realiza a las 20-21 semanas.

La mujer embarazada lleva el cuestionario completado de acuerdo con todas las reglas al laboratorio, donde se extrae sangre para HCG, AFP y NEZ.

Lo principal es pasar las pruebas con el estómago vacío, y en la víspera del procedimiento, no coma alimentos demasiado salados, picantes y grasos, que pueden distorsionar los resultados.

Cuando los resultados del examen bioquímico del segundo trimestre están listos, el médico examina la información obtenida y, comparando con los estándares establecidos de la prueba triple, da recomendaciones a la futura madre o prescribe procedimientos adicionales.

¿Cuándo se diagnostica la ecografía?

La ecografía de detección generalmente se realiza 3 veces, ya que es costumbre dividir el período de gestación en 3 trimestres.

La primera prueba de detección se realiza desde la semana 10 a la 14 del embarazo.y, a menudo, solo este estudio implica una prueba doble: además del ultrasonido, se realiza el análisis de la sangre venosa de una mujer embarazada. Los resultados de tal procedimiento con probabilidad estadística exacta determinan cómo es posible el desarrollo de anomalías peligrosas en el feto.

El segundo examen de ultrasonido por lo general no incluye otras pruebas.. Una excepción es la sospecha de patología en el primer estudio o de mujeres de los llamados grupos de riesgo. El examen de ultrasonido para 2 trimestres se realiza desde la semana 18 a la 20 a la 24 a partir del día de la última menstruación. El cumplimiento de las fechas exactas es muy importante, ya que si no corresponden, se considera que la decodificación de la ecografía es inexacta.

¿Quién necesita la segunda proyección y por qué?

Se prescribe 2 ecografías de detección en nuestro país a cada mujer embarazada, independientemente de la presencia de quejas. Pero debe tener especial cuidado al examinar a las mujeres embarazadas de los grupos de riesgo, que incluyen:

  • Primera embarazada mayor de 35 años.
  • personas de matrimonio cercano,
  • Embarazadas con una historia obstétrica y ginecológica cargada,
  • Padres que sufren de alcoholismo y drogadicción.

Pero todas las demás madres embarazadas deben tratar el segundo examen de ultrasonido de manera responsable para no pasar por alto la aparición de una patología que amenaza el embarazo en una etapa temprana. El cumplimiento de los resultados de las pruebas de detección y los estándares de ultrasonido permitirán a la mujer sentirse tranquila, sabiendo que ella y el niño están bien.

¿Qué indicadores se evalúan mediante la selección para el 2do trimestre?

Durante la ecografía del segundo trimestre, el sonólogo prestará atención al cumplimiento del tamaño fetal (indicadores fetométricos) con el período de gestación. También hay una serie de signos especiales, marcadores, que generalmente se juzgan por la presencia de anomalías y defectos en un niño.

El especialista, entre otras cosas, evalúa:

  • violación de la formación de los huesos del cráneo (hueso nasal, huesos del paladar duro),
  • El tamaño y estructura de los pulmones, su madurez,
  • el estado de los órganos internos (por ejemplo, la formación de cavidades del corazón y el flujo sanguíneo en ellos),
  • la presencia de todos los dedos de manos y pies (cambiar su número indica violaciones internas).

Los valores en el rango normal para la ecografía fetal no permiten que el médico complete el estudio. Además, es necesario evaluar el estado del sistema reproductivo de la madre, ya que esto se refleja muy fuertemente en el curso del embarazo. Степень зрелости плаценты, состояние матки и яичников и количество околоплодных вод — важные значения, оцениваемые в каждом из 3 триместров беременности.

Расшифровка заключения УЗИ

После исследования специалист обязательно выдает женщине заключение. Pero para una persona desconocida, tales datos no son informativos. Tradicionalmente, el sonólogo no diagnostica, pero envía a la mujer embarazada al ginecólogo local, quien asesora al paciente sobre todos los temas de interés.

Si la futura madre tiene que esperar la consulta del médico de cabecera durante varios días, seguramente se interesará en saber si los resultados del examen perinatal están en línea con la norma de antemano. Debe recordarse que un médico siempre juzga una patología solo sobre la base de un conjunto de indicadores de fetometría, y casi nunca se ve afectado por ningún valor.

Cada niño es único incluso antes de nacer. Y si la futura madre tiene motivos de preocupación muy serios, el especialista en ultrasonido le informará de inmediato. Sin embargo, le informaremos sobre los principales indicadores de la segunda selección y sus valores son normales.

Longitud corporal y peso fetal.

Al comienzo del segundo trimestre, el embrión está creciendo muy activamente y es difícil juzgar los estándares. En promedio, la longitud del feto aumenta de 10 a 16 cm entre la decimosexta y la vigésima semana de embarazo. Aquí es importante tener en cuenta no un indicador absoluto en centímetros, sino un aumento en el crecimiento en semanas.

Si algo es alarmante para el especialista, a una mujer embarazada se le ofrecerá un segundo estudio después de una semana o dos.

Indicadores fetométricos del feto.

El peso fetal solo se puede determinar por ultrasonido mediante fórmulas especiales, por lo que este valor puede ser muy impreciso según el dispositivo, el médico y la postura del niño en el útero. Con un peso de alrededor de 300 gramos para la semana 20, todos los órganos del niño están completamente formados y, a partir de las 22 semanas o alrededor de 450 gramos, un bebé prematuro puede sobrevivir. ¡Parece increíble!

Circunferencia abdominal y cabeza.

Además de la altura del niño, estos valores importantes varían ampliamente y deben corresponder estrictamente a la edad gestacional. A menudo hay casos en que el "retraso del desarrollo" en la práctica resultó ser un período de embarazo incorrectamente diagnosticado. Sin embargo, la introducción generalizada de los diagnósticos de ultrasonido en términos tempranos redujo el número de tales errores.

Los resultados de la medición de la circunferencia de la cabeza y el abdomen del feto y su cumplimiento con la norma de edad se muestran en la tabla.

Normas de circunferencia abdominal y circunferencia de la cabeza fetal en milímetros.

Tamaño de la cabeza fetal biparietal (BPR) y frontal-occipital (LZR)

No es sorprendente que todo el diagnóstico ecográfico de patologías durante el embarazo se base en mediciones de la cabeza en 3 proyecciones. Es poco probable que al menos un órgano humano sea comparable en complejidad e importancia al cerebro. Los valores normales de ultrasonido para estos indicadores también se presentan en la tabla.

Tabla de normas de LZR y BPR.

Las desviaciones de los valores de referencia pueden indicar la formación de deformidades fetales graves, como anencefalia o hidropesía del cerebro. Pero como regla general, estas enfermedades son juzgadas por varios ultrasonidos repetidos.

Longitud del hueso: tibia, fémur, hombro y antebrazo.

Se permite alguna desviación de las normas especificadas en la tabla por semana de embarazo, y puede determinarse por características individuales. Se alertará al médico con un acortamiento agudo de toda la extremidad o una longitud diferente de brazos o piernas en un niño.

Otro indicador numérico, que necesariamente lleva a la conclusión del ultrasonido debido a la importancia de: índice amniótico (AI). Este índice se obtiene al medir la distancia desde el cuerpo del feto hasta la pared uterina en tres puntos, por lo que la probabilidad de error es baja. A pesar de que las posibles fluctuaciones de este índice son muy amplias, de 70 a 300 mm, sus valores excesivos o bajos pueden amenazar el desarrollo del embarazo y requieren la intervención urgente de los médicos.

Tabla de índice amniótico

Conclusión

En nuestra época, la ecografía durante el embarazo es un método indispensable para la detección de patologías en pacientes aparentemente sanos. Se distingue por la indolencia absoluta, la seguridad para la madre y el feto, la amplia disponibilidad. Gracias a la introducción de las tres evaluaciones perinatales obligatorias, fue posible ayudar a muchas mujeres y salvar a unos cuantos niños. El artículo describe en detalle a qué hora y con qué propósito se realiza el examen de detección del segundo trimestre del embarazo.

Que es

El análisis bioquímico de sangre es un análisis de perfil bastante estrecho. Pertenece a las categorías iniciales y adicionales de pruebas. Identifica signos de enfermedades como la hepatitis B y la rubéola. En la versión extendida, el análisis permite determinar la presencia de sífilis y VIH en la sangre.

Sin embargo, la función principal de la detección es identificar la susceptibilidad del feto a la patología. Además, los resultados del análisis demuestran claramente cómo se desarrollan ciertas enfermedades en el embrión en el futuro. En este sentido, el médico a cargo está construyendo un programa de tratamiento o prevención en fases de patologías.La detección bioquímica le permite determinar el factor Rh y el tipo de sangre. Estas características serán extremadamente útiles en el futuro si la madre necesita un tratamiento adecuado. Para el nombramiento de medicamentos hormonales graves, es importante conocer el factor Rh de la mujer embarazada y su descendencia.

La detección en una fecha posterior revela la probabilidad de la llamada diabetes gestacional.

A quien se le muestra el procedimiento

La detección bioquímica debe ser realizada por toda mujer embarazada. Algunos expertos cuestionan la urgente necesidad de análisis. Sin embargo, es poco probable que alguien garantice que ninguna de las futuras madres tenga trastornos genéticos graves. El hecho es que muchas mujeres ni siquiera sospechan de un fallo patológico en sus cuerpos, así como de infecciones. Algunas madres tienen una predisposición genética a las enfermedades genéticas que pueden transmitirse de generación en generación.

En Rusia, dicha prueba bioquímica es una de las pruebas obligatorias durante el segundo trimestre. Sin embargo, se realiza de forma voluntaria. Los médicos recomiendan el análisis como un seguro adicional para obtener información sobre el estado de la madre y su hijo.

Riesgos probables

Cualquier procedimiento de intervención en el trabajo actual del cuerpo conlleva ciertos peligros. En realidad, los riesgos de los exámenes médicos se minimizan. La primera prueba de detección aumenta ligeramente la posibilidad de pérdida del feto. Este es el mayor riesgo asociado con este tipo de análisis. La detección estándar no daña al feto. Sin embargo, sus variedades perinatales, como la biopsia coriónica y la amniocentesis, pueden agravar significativamente el curso del embarazo. En el primer caso, se extrae tejido de la placenta. Se verificará si hay cromosomas. El riesgo de perder un feto en este procedimiento es de aproximadamente el 0,9%. En cuanto a la amniocentesis, durante ella se inserta una aguja fina en el estómago para obtener líquido amniótico. Este procedimiento puede dañar el embrión solo debido a un error médico. El riesgo oscila entre el 0,5%.

No sería superfluo destacar las categorías de mujeres que necesitan pruebas de detección primarias y repetidas. Estos grupos pueden tener un alto nivel de riesgo de tener un hijo con patología genética. Estas categorías de factores incluyen:

- Edad superior a 30 años, si el primer embarazo,
- la presencia de anomalías genéticas graves,
- con dos o más abortos,
- enfermedades infecciosas crónicas,
- patologías hereditarias de los padres,
- matrimonio con parientes consanguíneos,
- cualquier exposición a la radiación de uno de los padres antes o después de la concepción.

Factores que influyen en la prueba.

La selección bioquímica puede depender de una serie de cosas. Esto se aplica al análisis en el primer y segundo trimestre. Dichos factores deben tenerse en cuenta en la evaluación final del riesgo. La causa más común de análisis de errores es la madre con sobrepeso. Si ella es obesa, su recuento de sangre definitivamente será elevado. Si una mujer tiene una importante escasez de peso, los resultados se subestimarán.También un factor en el rechazo de detección es el embarazo múltiple. Cualquier riesgo para calcular aquí es incluso teóricamente imposible. Las tasas serán elevadas, pero esto no siempre se considera un trastorno genético. El hecho es que, en este caso, los resultados de la prueba se dividen en dos o más embriones. Por lo tanto, incluso los indicadores repetidos no llevarán a una imagen clara de lo que está sucediendo.

Los hábitos pueden afectar el análisis. Esto es especialmente cierto para fumar. El fracaso también puede solucionarse si la mujer embarazada tiene un resfriado durante la evaluación. Vale la pena señalar que este tipo de análisis está prohibido en la diabetes mellitus, ya que siempre da resultados falsos.

Preparación de cribado

El diagnóstico del cuerpo durante el embarazo siempre debe abordarse seria y exhaustivamente. Sin embargo, la preparación en las pruebas se considera un paso igualmente importante, especialmente si este es el primer análisis de sangre. Este análisis revela marcadores específicos que indican la presencia de enfermedades cromosómicas. Por eso es importante hacer todo lo posible para eliminar incluso la más mínima probabilidad de un rechazo falso.

Primero, un día antes de la prueba está prohibido comer alimentos como carnes ahumadas, cítricos, chocolates, fritos, grasos y platos picantes. De lo contrario, en lugar de suero, se forman elementos grasos en el cuerpo. Durante el procedimiento de centrifugación, será prácticamente imposible separar las células importantes. En cualquier caso, esto complicará significativamente la prueba, será necesario volver a pasar, lo que puede afectar negativamente al feto.El análisis siempre debe hacerse con el estómago vacío. Se permite 4-5 horas antes de la prueba para beber un poco de agua no carbonatada.

Proyección durante el 1er trimestre

El período más apropiado para realizar una prueba bioquímica primaria es de 10 a 13 semanas. En períodos anteriores, no se recomienda la detección. El precio de tal análisis varía de 1,800 a 2,000 rublos. Sobre la base de los resultados de la prueba inicial, los especialistas evalúan la salud y el desarrollo del feto, así como el estado de la madre.

La detección durante el primer trimestre le permite identificar patologías como los síndromes de Down y Edwards, defectos del tubo neural, enfermedades del corazón, etc. Antes de evaluar los resultados, el médico siempre debe confiar en los datos de los exámenes personales, como la presión arterial, la temperatura, el peso de la madre y otros factores. Factores de apoyo. Paralelamente a la prueba de detección, se realizan análisis de orina y de sangre para detectar infecciones. La confirmación de riesgo se realiza sobre la base de ultrasonido.

Proyección durante el 2 trimestre

Las pruebas bioquímicas se llevan a cabo de 15 a 20 semanas del término. Al final del trimestre, los médicos no recomiendan la detección. El precio de este procedimiento es de unos 3000 rublos. Incluye varias pruebas a la vez. En primer lugar, se detectan anomalías cromosómicas. En segundo lugar, se encuentra daño en el cuerpo del embrión, en particular en la cavidad abdominal y la columna vertebral. El análisis también permite predecir el desarrollo del síndrome de Down fetal. Más cerca de la semana 20, el embrión ya es bastante grande. Por lo tanto, es posible con un riesgo mínimo tomar una muestra de líquido amniótico. Este tipo de detección se llama amniocentesis. Está contraindicado hacer con el tono del útero.

Durante el segundo trimestre, los tipos más importantes de investigación son la ecografía y la detección bioquímica.

Decodificación y normas de indicadores (1 trimestre).

El diagnóstico perinatal en las primeras semanas de embarazo consiste en identificar varias características importantes de la sangre y los genes. Los más significativos de ellos son la gonadotropina coriónica (abreviada - HCG) y la proteína PAPP. Estas son hormonas extremadamente importantes de las que depende directamente el curso del embarazo.

De 10 a 12 semanas, las tasas de 20 a 95 mil mU / ml se consideran la norma para hCG. Desviación permitida de 1-2 mil unidades. La tasa de hCG en la semana 13 es de 15-60 mil mU / ml.

La proteína PPAP en el último mes del primer trimestre debe estar en el rango de 0,3 a 6 mU / ml. En las semanas 10 y 11, los valores normales son de 0.32 a 3.73 unidades. Al final del trimestre, el nivel de proteína debería aumentar a 0.71-6.01 mU / ml. Para excluir las desviaciones debidas a la edad y el peso de la mujer embarazada, se utiliza el coeficiente de MoM. Con este índice medial, se facilita el desciframiento del cribado bioquímico del primer trimestre. Aquí, el rango aceptable es de 0.5-2.5 unidades.

Decodificación y normas de indicadores (2 trimestres).

El examen bioquímico para el segundo trimestre consta de características de la sangre como hCG, alfa-fetoproteína (AFP) y estriol libre (E3). Todas estas son las hormonas más importantes que presentan una imagen detallada del desarrollo del feto.

Las tasas de detección bioquímica para el segundo trimestre de AFP son de 15 a 95 U / ml. Al final del período, los indicadores pueden aumentar a 125. El nivel de hCG en la primera mitad del trimestre debe ser de 8 a 58 mil mU / ml. Al final del período, las cifras se redujeron significativamente, de 1.6 a 49 mil unidades.

El estriol libre debe estar entre 5.4 y 28 nmol / l. Al comienzo del período, el umbral máximo es de 21 unidades. Al final del trimestre, los valores mínimos aceptables son 7.5 nmol / l.

Si el resultado final del análisis se presenta como una relación, entonces el riesgo se considera menor a 1: 380.

Razones para el rechazo de hCG

Los resultados de la selección bioquímica no siempre dan un 100% de certeza de la presencia o ausencia de una anomalía genética. Las desviaciones menores de la norma pueden ocurrir debido a una variedad de razones. Sin embargo, no se les debe prestar atención si todas las demás pruebas están en orden.Por otro lado, un aumento significativo en el nivel de hCG indica una enfermedad trofoblástica en la madre, así como un embarazo múltiple. Las tasas disminuidas pueden deberse al desarrollo fetal ectópico. Si el miedo fue confirmado por ultrasonido, el riesgo de una enfermedad genética se vuelve real.

Desviaciones de otros indicadores.

Un nivel muy elevado de PPAP indica un posible aborto espontáneo o infección. Proteína reducida significa el desarrollo del síndrome de Down o Edwards.

El aumento de los niveles de AFP aumenta el riesgo de malformación del SNC, hernia umbilical, necrosis hepática. Si el nivel de esta hormona se reduce considerablemente, existe la posibilidad de muerte fetal prematura. Además, la AFP puede señalar el síndrome de Down.

La desviación del estriol libre de la norma indica la amenaza del parto prematuro, la anencefalia fetal, la insuficiencia placentaria y la enfermedad hepática en la madre.

Pin
Send
Share
Send
Send